MADE IN SWITZERLAND

Heidi, los relojes, el chocolate (al cual me rindo a sus pies), los bancos… Estas pueden ser algunas de las cosas que se nos ocurren cuando pensamos en Suiza. Pero sin duda, uno de mis últimos descubrimientos del país de los Alpes es LA COSMÉTICA.

Marcas, prácticamente inalcanzables, como La Prairie (http://www.laprairie.es) o Valmont (http://www.evalmont.com) os dejaran maravilladas si habéis tenido ocasión de probarlas. Yo sólo me he limitado a eso, a probarlas, porque sus precios son de escándalo y, por mucho que valgan la pena, hay pocos bolsillos que puedan permitírselo. El mío no.

Pero si se buscan, se pueden encontrar alternativas mucho más económicas que ofrecen los mismos resultados. Es el caso de uno de mis  descubrimientos: SWISSCODE (http://www.swisscode.net). Durante mis últimas vacaciones en Suiza, entré a una farmacia de Interlaken (uno de mis rincones suizos favoritos) para cotillear y allí sucumbí a ella. Me la recomendaron y no me ha defraudado. Es la segunda marca de La Prairie, que tiene productos de escándalo, pero bastante más baratos. En España no he encontrado ningún sitio donde la vendan, pero a través de la web, se pueden realizar los pedidos. Mis productos favoritos de Swisscode: Lightening eye contour cream, Purifying mask y Extra gentle skin refiner. Mano de Santo. Caviar del bueno. Cosmética suiza de lujo, al alcance de la mano.

 

IMG_20140128_110407

 

Ahora bien… Para disfrutar de una auténtica cosmética suiza, no hace falta ir hasta el país de Heidi. Basta con acercarse a una de las perfumerías más cercanas y hacerse con la gama de Anne Möller. Una firma de casa, con fórmulas suizas. Hace tiempo que había oído hablar de estos productos, pero no ha sido hasta hace un par de años que he empezado a probarlos…  Algunos, ya tienen un lugar privilegiado en mi cajón.

 

IMG_20141027_105505

 

Anne Möller (http://www.annemoller.com) es una marca de cosmética selectiva creada en 1993. Desde 2002, centra sus investigaciones en el campo de la cosmética biocelular, basada en el conocimiento de los mecanismos de las funciones celulares. Así pueden aportar soluciones a cada problema cutáneo y tratarlo desde la base: las células de la piel. Entre mis productos favoritos de la marca están los solares, la nueva línea HYDRAGPS (la BB Cream y la mascarilla super-hidratante son una auténtica maravilla) y uno de mis productos de uso diario HYDRA IMPULSE CC (un básico de altura). AVISO A NAVEGANTES: Si probáis alguno de los productos, dudo que os pasen desapercibidos. Ya podéis hacerles hueco en vuestros cajones.

Ya veis… Ahora empiezo a sospechar. Heidi nunca se hizo mayor, siempre la hemos visto con cara de niña, saltando por unas montañas de ensueño rodeada de naturaleza salvaje. Igual ese es el secreto… Impregnarse de las esencias de Suiza y la más alta tecnología cosmética. Y, por supuesto, disfrutar también de su chocolate… Uno de los placeres de la vida.

MIS BÁSICOS A BORDO

Lo siento, he estado un poco perdida, pero para nada he estado aburrida, acabo de llegar de pasar unos días a bordo de un crucero. Envidia? Sana, lo sé…

Normalmente la gente se divide en dos grupos: los PRO-CRUCEROS y los ANTI-CRUCEROS (yo, por supuesto, me declaro CRUCERISTA OFICIAL, ya llevo séis en mi currículum viajero y aún tengo algunos pendientes). Los PRO lo son desde el primer momento en que se suben al barco y descubren las múltiples posibilidades que ofrece un viaje de estas características. Los ANTI, normalmente, son gente que nunca ha hecho un crucero y no sabe muy bien de qué se trata. También hay quien lo ha probado y no le gusta, por supuesto, pero esos son menos. Muchos ANTI, cuando lo prueban, se acaban convirtiendo en PRO.

Bueno, aparco mi momento filosófico “cruceril” para entrar en materia. Qué me llevo de equipaje cuando voy a hacer un crucero? Mi consejo: si no tienes que coger el avión para los traslados, no escatimes en maletas, vas a necesitar de todo.

Hoy, me centro en EL NECESER.

En cualquier viaje que haga, vaya donde vaya, puedo hacer de más y de menos con la ropa y los zapatos (me adapto bastante bien), pero con el neceser no acepto negociaciones. Intento llevarlo todo en minitallas o muestras, pero sin dejarme nada. Y si vas de crucero vas a necesitar algo más cosas si te vas a las montañas suizas, lo digo por experiencia.

Un par de cosas que hay que tener en cuenta si vas de crucero:

1. Los cambios de temperatura:

Ya de por si, los viajes suponen un problema para las pieles sensibles: la deshidratación. A los cambios en las rutinas diarias hay que sumarle los cambios de temperatura y la sequedad que provocan los climatizadores. Esto en un barco se acentúa y acabas con la piel completamente tirante, reseca y con rojeces. La cara hecha un mapa, vamos. Y eso, a mí (y creo que a nadie) no me hace ninguna gracia.

Para paliar estos efectos y poner remedio al problema yo siempre llevo mis “potingues”. Los básicos de siempre: leche desmaquilladora, tónico, desmaquillante de ojos, contorno de ojos y crema hidratante. A eso le sumo el serum especial para pieles sensibles de Decléor Aromessence Rose d’Orient, con aceites esenciales, que calma la piel, y también la masque gel-crème lacté réconfortant Harmonie Calm. Ésta última es mano de santo. Mi preferida. Mi salvadora en casos extremos. Vamos, que cualquier día de estos le hago un monumento o la guardo en una vitrina expuesta en el comedor de casa como si de un Goya o un Velázquez se tratara. Además de todo esto, soy de las que mete en el neceser la pomada con corticoides para las lesiones de psoriasis o dermatitits (por si salen), que también sirve para las picaduras de insectos; la crema hidratante para el cuerpo (esto es más complicado llevarlo en minitalla, porque entonces sólo tienes para darte en una pierna, y el resto del viaje te quedas sin); champú específico purificante y también el de color (me encanta el Hammam de Rituals Cosmetics y todos los de Kérastase París); y soy fan de las espumas de ducha de Rituals Cosmetics (me chifla la Tao) y encima están en tallas pequeñas de viaje. Qué más se puede pedir?

2. Los cambios de look:

Hay que tener en cuenta que en un crucero vas a cambiar de look varias veces al día. Por la mañana ropa cómoda para ir de excursión o de visita por los distintos lugares. Por la tarde, bikini o bañador para el spa o la piscina (en invierno igual lo sustituyes por ropa de gimnasio para ir a hacer unas clases de baile), y por la noche, traje de gala, ropa elegante, tacones y sofisticación. Y con cada modelito, un maquillaje distinto.

Por la mañana yo me apunto al carro de las BB Cream o hidratantes con color, raya negra en los ojos, máscara de pestañas y arreando. Pero por la noche, me encanta cuidar mucho más mi maquillaje. Dependiendo del vestido, me gusta marcar los ojos con un ahumado o bien optar por el labial rojo con ese traje negro largo, así que toca llevar un poco de todo. Importantísimo no olvidar el corrector, la base de maquillaje, los polvos matificantes, el lápiz khöl negro, el eye liner, la máscara de pestañas, algún colorete y la barra de labios (un gloss también puede ir bien). Ah! Un bote de laca también suele ser bastante necesario…

Y ahora os preguntaréis… Todo esto cabe en el neceser? SÍ, COMPROBADO. Lo más importante es organizarse bien, intentar planificar los looks para no llevar productos que luego no vayas a utilizar, elegir envases pequeños (las muestras suelen ir genial) y calcular la cantidad de producto que puedas llegar a gastar.

Y con esto, algo de ropa y unos buenos zapatos, ya estás lista para subirte en el mejor de los barcos. Otro día hacemos juntas la maleta de la ropa y los complementos, que también nos llevará un rato…

Imagen

Imagen

LA ALTERNATIVA AL BISTURÍ: CINETIC LIFT EXPERT CARITA

Ya de entrada digo que a mí el bisturí me impone, y mucho. No soy de las que defienden la cirugía a capa y a espada, le tengo más que respeto y no entraré en un quirófano a la primera de cambio. Considero que el riesgo que hay que asumir ante una anestesia general y la posterior intervención, sólo está justificado en determinadas ocasiones. Ya corremos demasiados riesgos a lo largo de nuestra vida, como para añadir algunos más, así, por las buenas. Valoro muy positivamente el hecho de tener opciones de este tipo para casos extremos y, evidentemente, no voy a decir nunca de este agua no beberé, pero me lo reservo, por lo que me pueda deparar el futuro, nunca se sabe qué vas a necesitar.

Cuidarse: SÍ, POR SUPUESTO, pero no a cualquier precio. Hoy en día existen miles de productos, tratamientos no invasivos, masajes, rituales relajantes y otras técnicas perfectas y de resultados espectaculares que hacen de la cosmética un verdadero placer. Me encanta probar todo tipo de cremas y potingues varios, soy adicta a las muestras y me hace una ilusión tremenda llevarme a casa un neceser con minitallas. Tenemos que aprender a cuidarnos sabiendo cómo somos, aceptando nuestro físico y potenciando aquello que más bonito tenemos (todas destacamos por algo, eso segurísimo), sin querer aparentar algo que nunca llegaremos a ser, ni tampoco pretender cambiar nuestra apariencia, de un día para otro. Vamos, eso me parece muy triste. Qué poca autoestima, no? Si no aprendemos a valorarnos, nadie lo hará por nosotras.

Dicho esto, he tenido el placer de conocer uno de los aparatos de cosmética más novedosos del mercado, Cinetic Lift Expert de Carita Paris (http://www.carita.es). En un mismo tratamiento se trabaja la piel (principalmente la del rostro, aunque también se puede aplicar en el resto del cuerpo) a través de corrientes galvánicas, ultrasonidos y luces de LED’s, conjuntamente con los nuevos sérums de la firma. Llaman la atención los guantes de hilos de plata con los que se modela el rostro.

Qué beneficios aporta este tratamiento? Muchos. Es ideal para cualquier tipo de piel, ya que se usa de forma distinta según la tipología y los problemas a tratar. Reafirma, tonifica los músculos, redibuja los contornos, elimina arrugas, estimula la energía celular, ayuda a la penetración de principios activos, estimula la producción de colágeno y elastina…

Qué problemas trata? Arrugas, flacidez, imperfecciones, manchas, estrías, celulitis, cicatrices, piel apagada, acné, dermatitis, cuperosis… Incluso hay un accesorio específico para tratar problemas capilares, como por ejemplo la dermatitis seborreica. Todo esto con una tecnología completamente mejorada, destinada a ofrecer más confort sobre la piel, evitando el molesto paso de corriente eléctrica sobre el rostro.

Qué? Sorprendidas? Yo os aseguro que mé quedé atónita. No lo he probado aún, por lo tanto no sé cuáles son los resultados en mi propia piel, pero no me pienso quedar con las ganas. De momento, hay muy pocos centros que ofrezcan estos exclusivos tratamientos. En Lleida, podéis probarlos en los Centros de Estética Avanzada Maribel Morato, con más de veinte años de experiencia en el sector, y con la garantía de los laboratorios de CARITA en París (http://www.maribelmorato.com).

En cuanto lo pruebe, os cuento. Ya estoy impaciente.

Cinetic Lift Expert CARITA París    Cinetic Lift Expert CARITA París

DSC_0600   Centros de Estética Avanzada Maribel Morato, Lleida